Tos En Perros: Causas e Indicaciones Fáciles

A veces debes tratar la tos de tu perro con medicamentos, a veces solo tiene tos, a veces hay algo detrás, por eso lo más importante es primero entender si realmente es tos. Aquí te damos consejos para advertirla, posibles causas y también algunos tratamientos caseros.

Perro Anciano

¿Qué es la Tos Exactamente?

La tos es un síntoma común de muchas enfermedades e infecciones relacionada con el aparato respiratorio. En realidad, es un mecanismo de defensa que tiene el organismo de tu perro para expulsar partículas o cuerpos extraños.

De cierta forma, es la manera que tiene un perro de proteger sus vías respiratorias. El problema se presenta cuando ha desaparecido la amenaza y continúa la tos, o peor aún, cuando la amenaza persiste a pesar de la tos.

La tos se identifica por el sonido característico al expulsar aire por la boca de manera brusca y también puede venir acompañada por secreciones o el cuerpo que la está causando.

La tos en perros puede presentarse de dos formas: repentina o crónica. Cuando se presenta de forma repentina, es importante ubicar y eliminar la causa para evitar que se convierta en un problema crónico.

La tos repentina por lo general tiene que ver con alergias o reacciones a factores como el humo de tabaco, aromatizantes, detergentes, polvo, polen, olores o gases fuertes, entre otros.

En este caso, la tos es un mecanismo para eliminar las partículas extrañas traídas por estos gases y se debe tratar de eliminar estos agentes del ambiente para mejorar la tos.

Por otro lado, la tos crónica se relaciona con problemas más serios y prolongados como infecciones respiratorias, problemas cardíacos o anomalías que requieren la evaluación de un especialista.

¿Qué Causa La Tos?

Existen muchas infecciones y enfermedades cuyos síntomas incluyen tos, por eso es muy importante prestar atención a los síntomas que acompañan a la tos para identificar la causa real.

A continuación trataremos de darte un resumen amplio de todas las posibles causas de la tos en perros.

Infecciones 

La llamada tos de las perreras, es una de las infecciones más comunes y no es demasiado dañina. 

Se caracteriza por ser una tos seca y recurrente, causada por la traqueo-bronquitis infecciosa; esta se produce por infección de virus o bacterias altamente contagiosa, del cual el perro simplemente se está defendiendo a través de la tos.​

En este caso, la tos sonora indica que el perro tiene un sistema respiratorio fuerte, capaz de reaccionar y defenderse ante estas infecciones. Si no es tratada a tiempo, entonces la infección puede derivar en infecciones más graves que acaben desmejorando la calidad de vida del animal.

Se debe tener especial cuidado con los cachorros y perros ancianos, ya que su sistema inmunológico no funciona tan bien como el de un perro joven adulto. Por otro lado, la tos también puede deberse a una Amigdalitis infecciosa.

Cuando las amígdalas de tu perro se inflaman, obstruyen las vías respiratorias y el perro tose para tratar de despejarlas, así que es imperativo tratar la amigdalitis para sanar la tos. Además de tos, la amigdalitis ocasiona también arcadas secas, que irritan la garganta y empeoran mucho más la tos.

Perro en Perrera

Alergias y Bronquitis

Cuando la tos viene acompañada de rinitis, irritación de nariz y garganta, e incluso ojos rojos, probablemente se debe a una reacción alérgica.

Es importante que identifiques el alérgeno correspondiente y lo elimines del ambiente para evitar complicaciones como por ejemplo bronquitis. Si tu perro además de tener tos, le cuesta respirar y escuchas un silbido, puede tratarse de una bronquitis.

Parásitos y Gusano del Corazón 

Existe un tipo de parásitos que es capaz de emigrar del tracto digestivo a los pulmones y/o vías aéreas y causar tos.

Si bien es una complicación poco común, es muy importante mantener a los perros desparasitados para evitar este tipo de complicaciones. También existe un tipo de parásito que se transmite por la picadura de mosquito y produce un agrandamiento en el corazón que perjudica la respiración. 

En este caso, la tos solo indica que el perro está en la etapa terminal de la enfermedad, aunque existen posibilidades de salvarlo, es un condición muy grave de la cual pocos perros sobreviven.  

Cardiopatías

Si además de la tos, tu perro muestra debilidad o apatía, puede estar sufriendo del corazón. Por ejemplo una Miocardiopatía Dilatada, lo cual afecta sobre todo a perros grandes en edades avanzadas y se caracteriza por un ritmo cardíaco rápido, débil e irregular, además del corazón agrandado y presencia de líquido en los pulmones.

También puede tratarse de una Enfermedad Cardíaca Congestiva, donde el corazón se agranda y presiona la tráquea, dificultando así la respiración.

Tumores 

La tos seca o acompañada de sangre puede ser indicio de tumores en los pulmones. En este caso, la esperanza de vida se ve reducida ya que los tumores en este sitio se deben mayormente a metástasis y es común en perros muy adultos.

Causas Congénitas

Existen razas y perros con predisposición a sufrir tos. Por ejemplo, los Pug, Pekines, Bulldogs y otras razas de nariz chata, tienen una tendencia natural a sufrir inflamación del velo del paladar, lo cual estimula la tos.

En estos casos existen diferentes tipos de tratamiento desde antibióticos y corticoides hasta cirugías. Razas pequeñas de perros pueden sufrir de tráquea colapsada, lo cual es una anomalía genética que afortunadamente puede ser tratada.

También existe una condición poco común que es la parálisis de laringe, lo cual produce que el alimento se desvíe a los pulmones causando tos y neumonía.

Perro Anciano

Mi Perro Tiene Tos, ¿Debo Llevarlo Al Veterinario?

La respuesta es depende. El primer síntoma de alarma es una tos débil; contrario a lo que se cree, un perro que tose fuerte y ruidoso está defendiéndose de la infección, pero un perro que apenas puede toser, probablemente está sufriendo de una condición mucho más grave.

En términos generales, si has logrado identificar y eliminar la causa de la tos, no debes ir al especialista. Sin embargo, si la tos persiste por más de 3 semanas, es muy importante que tu perro sea evaluado con un veterinario para descartar causas de mayor gravedad.

Lamentablemente, cuando la tos se debe a una enfermedad seria como una cardiopatía o tumores, la esperanza de vida de tu mascota es muy baja, pero puedes ayudarle a sobrellevar sus últimos días de forma más cómoda, utilizando un tratamiento que alivie los síntomas de la tos, y sin duda alguna tu perro lo agradecerá.

Por otro lado, si la causa no es tan grave, como por ejemplo las causas congénitas, alergias o infecciones, debes ir al especialista para que indique un tratamiento y así evitarás que tu perro empeore con el pasar del tiempo.

Recuerda que al igual que los humanos, los perros con tos tienen dificultad para respirar, dormir y descansar, y esto puede llegar a ser verdaderamente molesto.

Tratamientos Para la Tos En Perros

Existen algunos remedios caseros que puedes utilizar para aliviar la tos en tu perro, pero recuerda que si a las 3 semanas no has notado mejorías, lo mejor es acudir a un especialista que evalúe a tu mascota.

Si no has logrado identificar la causa de la tos, lo mejor es acudir al veterinario de una vez, ya que como has visto, muchas de las causas no las podríamos solucionar por nuestros propios medios. Mientras tu perro tenga tos, reduce la actividad física al mínimo, un perro excitado tose mucho más que un perro tranquilo. 

Puedes administrar zumos (siempre que no sean tóxicos para perros), especialmente si son ricos en vitamina C, ya que así estarás ayudando al sistema inmunológico de tu perro, reponiendo los líquidos que ha perdido con las secreciones y ayudándole a gestionar la flema. 

Finalmente, existen sustancias como la miel o el aceite de coco, que ayudan a lubricar las vías respiratorias, reduciendo así la irritación causada por la tos.

Medicos Veterinario

En Conclusión

La tos en perros es un síntoma de innumerables causas, las cuales incluyen alergias e infecciones, cardiopatías, enfermedades congénitas, parásito y tumores.

Si se trata de una alergia o infección podemos tratar de curarla nosotros mismos eliminando el alergeno o con tratamientos caseros, pero si la tos persiste por más de 3 semanas, es importante acudir a un especialista para evitar que se convierta en un problema crónico.

Algunas cardiopatías o causas congénitas pueden y deben ser tratadas por un médico veterinario, sin embargo, cuando la tos es causada por parásitos, tumores o cardiopatías más severas, el tratamiento es mucho más complejo y quizás podría tratarse de los últimos días de nuestra mascota amada.

Aunque es una realidad muy dura de enfrentar, es importante tratar la tos bajo cualquier circunstancia, ya sea para curar la causa principal o solo para mejorar sus condiciones de vida y ayudarle a ser un perro más tranquilo y feliz durante su vejez.

Leave a Reply 0 comments

Leave a Reply: