Todo Sobre La Diabetes en Perros y Su Tratamiento

La diabetes en perros es difícil de detectar, y cuando lo hacemos, el tratamiento es algo estricto y de cuidado. Aquí te enseñamos todo sobre esta enfermedad, no dejes de leer y ante las dudas, recuerda consultar con un veterinario.

Perro Con Falta De Energia

¿Qué es La Diabetes En Perros? ¿Cuáles Son Los Síntomas?

Al igual que en humanos, la diabetes en perros es una enfermedad que no les permite procesar de forma adecuada la glucosa o azúcar en el cuerpo. Existen dos tipos de diabetes, en la diabetes tipo 1, el páncreas no es capaz de producir suficiente insulina para procesar la glucosa en sangre, esta se llama Diabetes Mellitus.

La diabetes tipo 2, ocurre cuando el páncreas produce insulina pero el cuerpo no la puede usar, esta es llamada Diabetes con resistencia a la Insulina. En los perros, la diabetes más común es la Diabetes Mellitus, pero se dan casos de tipo 2 sobre todo en perros obesos y perras embarazadas.

En cuanto a la sintomatología, los perro que sufren esta condición orinan demasiado y beben mucha más agua que un perro normal. También son poco activos y muy dormilones, es decir que sufren de letargo y, lo que más preocupa a sus dueños, es que tienen gran apetito pero no aumentan de peso, o inclusive lo pierden.  

Perro Tomando Agua

Si la diabetes está muy avanzada, los síntomas pueden incluir pérdida de apetito, falta de energía, cataratas, vómitos, agrandamiento del hígado y problemas renales. En los casos más graves, los perros con diabetes no controlada pueden sufrir síntomas de deshidratación y respiración agitada.

¿Qué Produce La Diabetes En Perros?

Es importante recalcar que, a diferencia de los humanos, la diabetes en perros tiene muy poco que ver con el tipo de alimentación que recibe, aunque la obesidad si es un factor que aumenta el riesgo de padecerla, por lo que es considerada una de las causas.

La diabetes en perros es considerado principalmente un defecto genético que se refleja específicamente en el páncreas, el cual funciona de forma deficiente y no produce la insulina necesaria para procesar la glucosa. Pero existen factores de riesgo que pueden aumentar la probabilidad de que tu perro padezca de diabetes.

Si tu perro tiene más de 5 años, corre mayor riesgo de padecer diabetes. Así como también, si es hembra y no ha sido castrada, el riesgo se duplica. Enfermedades crónicas como hipotiroidismo, enfermedades autoinmunes, virales y pancreatitis también aumentan el riesgo de padecer diabetes, así como el uso de medicamentos esteroideos por tiempo prolongado.

Es importante conocer de alguna manera la historia genética de tu perro, por ejemplo, saber si su raza tiene predisposición a sufrir esta condición o si se ha manifestado en los perros que se usaron para procrear al tuyo.

Si tienes un perro de las razas Terrier, Schnauzer, Caniche, Salmoyedo, Beagle, Puli, Bichón Frisé o Cairn Terrier, es buena idea consultar al criador sobre la presencia de estas enfermedades en la ascendencia de tu mascota, ya que estas razas son las que más sufren esta condición.

Perro Schnauzer Con Poca Energia

¿Cómo Digieren La Glucosa Los Perros?

La glucosa (o azúcar) es el combustible que necesita el cuerpo para funcionar y se obtiene a través de los almidones presentes en la comida. El metabolismo de la glucosa en perros sanos, consiste en primero convertir los carbohidratos de la comida en glucosa, esta glucosa se absorbe a través del intestino y llega a la sangre para proporcionar energía a las células.

Las células absorben la glucosa, gracias a la presencia de una hormona producida en el páncreas llamada insulina. El páncreas es un órgano muy importante ubicado cerca del intestino y su función principal es la de producir insulina.

Cuando el páncreas no funciona de manera correcta, no hay suficiente insulina en el cuerpo y las células no pueden absorber la glucosa, por lo que los niveles de esta serán altos en la sangre y además, el perro no tendrá suficiente energía para sus actividades puesto que, de alguna manera, no tiene capacidad para convertir el alimento en energía.   

Celulas en La Sangre

¿Cómo Detectar La Diabetes En Perros?

Si estás notando que tu perro tiene mucho apetito pero su peso está disminuyendo, que orina demasiado y bebe mucha agua, o que está muy dormilón y tiene falta de energía, debes llevarlo al veterinario para descartar que se trate de diabetes.

Después de hacer un examen físico completo, para descartar otras enfermedades, el veterinario recomendará realizar un hemograma y un perfil bioquímico. Estos análisis le permitirán al especialista identificar si existe un aumento sostenido en los niveles de glucosa en sangre de tu perro.

El médico también puede realizar un análisis de orina, ya que un perro diabético puede mostrar restos de azúcar en la orina. Otra prueba que se utiliza en el diagnóstico de esta enfermedad es la fructosamina.

Esta proteína provee información sobre los niveles generales de glucosa durante las últimas 2 o 3 semanas, y se hace, para descartar que el perro tenga el azúcar alta debido a estrés u otro tipo de causas.

¿Qué Tratamientos Existen Para La Diabetes En Perros?

Afortunadamente, la diabetes en perros tiene tratamiento. La gran mayoría de los perros pueden vivir una vida larga, sana y feliz, a pesar de su condición de diabéticos (al igual que los seres humanos).

El tratamiento se centra en inyecciones diarias de insulina; por lo que probablemente debas aprender a inyectar a tu perro. Al principio deberás trabajar en conjunto con el veterinario para definir cuál es la dosis ideal para tu perro. Aunque no todos los perros diabéticos requieren inyecciones, este tratamiento es bastante común.

El veterinario probablemente recomendará cambiar la dieta de tu perro. De esta manera, buscará que el perro consuma más fibra e hidratos de carbono para disminuir la absorción de glucosa, y una proteína de buena calidad. Esta dieta puede consistir en un alimento comercial, o una receta que debas preparar tu mismo en casa.

Finalmente, el ejercicio es muy importante para los perros con azúcar alta. Realizando ejercicio moderado, de forma regular, estarás ayudando a tu perro a procesar la glucosa. Además de las caminatas, puedes realizar juegos divertidos con tu perro o actividades al aire libre como nadar.

Rottweiler Haciendo Ejercicio

En el tratamiento del perro con diabetes, el dueño juega un papel fundamental. Pero no te asustes, con la ayuda de tu veterinario podrás capacitarte y brindar todos los cuidados necesarios a tu perro. Al principio puede parecer complicado, pero verás que pronto te haces experto en el tema y las revisiones se vuelven algo cotidiano.

El dueño de perro con diabetes, debe vigilar los niveles de azúcar en sangre de forma frecuente, suministrar las inyecciones y una alimentación adecuada para que el perro no se descompense y caiga en gravedad. Del resto, el perro es capaz de vivir una vida completamente normal al lado de su familia.  

¿Mi Perro Puede Morir De Diabetes?

Al igual que en los humanos, tu perro solo morirá si te descuidas con su tratamiento y no le llevas al veterinario frecuentemente. No pierdas de vista que tu perro sufre una condición especial, y que debes tener un cuidado estricto a la hora de cumplir su tratamiento.

Entre las complicaciones por diabetes más comunes están las cataratas o ceguera en perros. Informate con tu veterinario sobre cómo puedes prevenir o posponer este problema.

Por otro lado, el perro puede sufrir una baja de azúcar si se le suministra un exceso de insulina o realiza mucho ejercicio intenso que acelera su metabolismo. También puede darse el caso de que el perro, por falta de insulina, metaboliza grasas sin ningún tipo de control, lo que provoca un cúmulo de desechos tóxicos para el cuerpo, que se conoce como cetoacidosis.  

Perro Ciego Por Diabetes

En conclusión, un perro diabético puede vivir una vida larga, sana y feliz si es atendido correctamente. En principio, comenzarás a sospechar que tu perro puede estar sufriendo de diabetes por su falta de energía, porque come mucho y su peso disminuye, y porque orina demasiado y toma mucha agua. Pero este diagnóstico solo puede ser realizado por un veterinario, así que deberás llevarlo a la consulta para realizar todos los exámenes de rigor.

Un perro puede tener los niveles en sangre elevados por otras razones, que no necesariamente están relacionadas con la falta de insulina. Es por esto, que el veterinario recomendará varios análisis y no basta solo con un hemograma o perfil bioquímico.

Una vez tu perro sea diagnosticado como diabético, tu veterinario te dará instrucciones sobre el tratamiento que debes realizar a tu perro para que no se complique. Este puede incluir inyecciones de insulina, alimentación especial y un poco más de ejercicio.

Hoy en día, es difícil que un perro muera debido a la diabetes. Y es que los dueños de mascota son cada vez más responsables y comprometidos con la salud de sus perros. Haz que el tratamiento de la diabetes sea parte de tu rutina diaria, y tu vida junto a tu mascota seguirá transcurriendo con total normalidad.

Leave a Reply 0 comments

Leave a Reply: