¿Son Recomendados los Antiinflamatorios Para Perros?

¿Notas a tu perro un poco decaído? ¿Sientes que debes darle alguna medicina para ayudarlo? ¡Cuidado! Automedicar a tu mascota puede llegar a ser muy peligroso…

Bien dice el dicho que los perros se parecen a sus dueños, y aunque ciertamente compartimos tantas costumbres con nuestras mascotas que llegamos a verlos como humanos, la verdad es que no lo son y tratarlos como humanos puede ser perjudicial para ellos; en especial cuando hablamos de medicina.

Aunque en ocasiones los perros y humanos compartimos dolencias similares, no podemos ser tratados de la misma manera porque tenemos organismos completamente diferentes.

Los humanos tomamos antiinflamatorios de forma regular, pero ¿Te has puesto a pensar si le puedes dar a tu perro? Aquí­ te contamos todo sobre el tema.

Perro Tomando Medicinas

¿Qué son los Antiinflamatorios y Para Que se Usan?

Los antiinflamatorios, como su nombre lo indica, son medicamentos que reducen la inflamación de los tejidos. A simple vista parecen inofensivos, pero la verdad es que no lo son del todo, en especial para nuestras mascotas.

Comúnmente, los humanos utilizamos antiinflamatorios no esteroideos para tratar dolores y molestias leves en nuestro cuerpo, inclusive podemos llegar a tomarlos sin siquiera consultar a un médico (lo cual no es recomendable tampoco, pero sí muy común).

Entre los antiinflamatorios más comunes se encuentran el ibuprofeno, aspirina, paracetamol, entre otros.

Estos medicamentos son conocidos por su efectividad en humanos para disminuir el dolor, la inflamación y la fiebre; precisamente por ser tan efectivos es que pensamos que podemos darlo a nuestras mascotas sin causar ningún daño, pero... ¿Que dicen los especialistas respecto a los antiinflamatorios para perros?

Primeramente, es bastante difícil para nosotros detectar si nuestro perro está sufriendo inflamación, dolor e inclusive fiebre o estreñimiento

Todos estos síntomas son difíciles de detectar en animales, por lo que no debemos arriesgarnos a medicarlos nosotros mismos cuando ni siquiera podemos detectar los síntomas claramente ¡Mucho menos con la medicina que usamos para nosotros!.

Los antiinflamatorios de uso veterinario son usados en perros para tratar dolor y fiebre (detectados por un veterinario), después de una cirugía o en enfermedades como la artrosis canina, que igualmente, sólo pueden ser diagnosticadas por un especialista.

¿Por Qué No Puedo Usar Antiinflamatorios de Humanos en Mi Perro?

La principal razón es porque la medicina de humanos está pensada para humanos, no para perros. Como dijimos anteriormente, son organismos completamente diferentes. Si bien es cierto que estos principios activos existen para uso veterinario, no quiere decir que sus componentes sean los mismos ni que se usen las mismas cantidades.

Uno de los riesgos más grandes que se corre cuando damos medicinas de humanos a perros es el de la sobredosificación. Más adelante explicamos lo fácil que es darle sobredosis de antiinflamatorios a un perro usando medicina para humanos.

Ofreciendo Pastillas a un Perro

Sobredosis de Antiinflamatorios en Perros

Causarle una sobredosis a tu perro usando medicina de humanos es muy fácil, inclusive si tu perro es de tamaño gigante y pesa lo mismo que tu.

Por ejemplo, la dosis de ibuprofeno para perro recomendada es de 5mg por kilogramo de peso, lo cual quiere decir que para suministrar una pastilla de 400mg (la dosis más pequeña que encontramos para adultos humanos) tu perro tendría que pesar por lo menos 80 Kg.

Ahora bien, supongamos que tu perro pesa los 80 Kg, eso no significa que está a salvo, ya que cualquier dosis de más de 8mg en perros, tiene efectos colaterales gravísimos sin importar el tamaño del perro. Entre estos efectos están vómitos, diarrea, náuseas, dolor abdominal, sangrados, fallo renal, ataxia, shock, y con solo 600mg podrías hasta matarle.

¿Y si uso medicina pediátrica? También es peligroso ya que el vehículo utilizado podría no ser el mismo, además la dosis no se puede medir de manera exacta y un pequeño error podría ser muy dañino para tu mascota.

En cuanto al paracetamol y la aspirina, ocurre más o menos lo mismo, adicionando el hecho de que no existen estudios acerca de su uso en perros, por lo que su efecto antiinflamatorio podría no ser el buscado.

¿Cuáles Son los Efectos Adversos de los Antiinflamatorios para Perros?

Los antiinflamatorios, aun cuando son de uso veterinario, causan daños al estómago y sistema digestivo de tu mascota. Es por esto que solo debes suministrarlos bajo la supervisión de un veterinario, quien puede evaluar los riesgos y todas las alternativas para prevenir o reducir estos daños.

Los antiinflamatorios no esteroideos, que vemos como inofensivos, inhiben la síntesis las prostaglandinas, que son sustancias imprescindibles para proteger el estómago de tu perro. Cuando hay carencia de esta sustancia, tu perro podría desarrollar úlceras debido a la irritación de la mucosa gástrica.

Puedes prevenir estos efectos dándole la medicina a tu perro con el estómago lleno, pero lo mejor es no medicarlo cuando realmente no lo necesita.

Por otro lado, los antiinflamatorios esteroideos tienen efectos adversos muy difíciles de controlar y prevenir, tales como hinchazón, retención de líquidos, aumento de peso, supresión del sistema inmune, entre otras.

Perro Enfermo

Algunas Alternativas

En esta sección te comentamos sobre algunas alternativas naturales para tratar la inflamación en perros. Toma en cuenta que, aunque sean remedios naturales, debes darlos bajo la supervisión de un veterinario, ya que la inflamación no es una enfermedad en sí, sino un síntoma de algo que podría ser mucho más grave.

Hasta que no trates la causa principal de la inflamación, tu perro no dejará de sufrirla, pero para disminuir sus molestias de manera natural puedes utilizar los siguientes remedios:

  • Árnica Montana: Puedes aplicarlo a través de una crema que contenga el extracto vegetal de árnica y que sea apta para mascotas. También puedes administrar el remedio homeopático de forma oral.

  • Cúrcuma: La dosis para perros oscila entre los 15 y 20 miligramos por kilogramo de peso corporal, y puede añadirse a la comida del animal.

  • Pescado azul: Este tipo de pescado contiene grandes cantidades de ácidos grasos esenciales Omega 3, los cuales tienen un potente efecto antiinflamatorio.

  • Harpagofito: Es una planta medicinal antiinflamatoria que puede ser aplicada en procesos crónicos, durante periodos de tiempo prolongados sin que esto suponga ningún tipo de daño colateral para el perro.

  • Calor local: Basta con aplicar calor en el área afectada, lo cual provoca que los vasos sanguíneos se dilaten y en consecuencia, disminuye la inflamación y el dolor.

  • Valeriana: Esta planta es útil para disminuir las contracturas musculares así como la tensión acumulada en el músculo.


​Conclusión

En cerrar, existen antiinflamatorios para perros con el mismo principio activo que los antiinflamatorios para humanos pero su uso es mucho más delicado por los efectos colaterales que pueden causar.

Adicionalmente, que tengan el mismo principio activo no quiere decir que sean iguales, por lo que dar medicina de humanos a tu perro es muy peligroso y totalmente contraindicado; puedes causar una sobredosis que desencadene la muerte de tu mascota.

Es muy importante que, cualquier tratamiento antiinflamatorio sea supervisado por un médico veterinario. Recuerda que la inflamación no es una enfermedad en sí misma, es un síntoma, y no se cura, si no se trata la causa principal.

Además, estos tratamiento tienen muchos efectos adversos y solo el veterinario puede orientarte para evitar o reducir dichos efectos. Aún cuando utilices un tratamiento natural, debes acudir al médico para tratar la causa principal de la inflamación.

La vida de tu mejor amigo vale mucho más que esa consulta con el especialista, ¡No te arriesgues!

Leave a Reply 0 comments

Leave a Reply: